Bienvenida del Presidente

EVOLUCIÓN Y REVOLUCIÓN DIGITALES

Hagan la prueba. Cuando cojan el metro, estén en una sala de espera o vayan por la calle calculen las personas que consultan su móvil y las que no. Ni que decir cuáles son mayoría.

Pagar acercando la tarjeta de crédito o el móvil al datáfono, así como conocer y relacionarse con otras personas a través de las redes sociales y aplicaciones especializadas es el pan de cada día.

La sociedad está viva, evoluciona y se digitaliza. Pero, ¿Cuáles son los efectos de esta transformación digital? ¿Qué pasa con la seguridad, la privacidad y la propia personalidad del ser?

Por un lado, somos testigos de la Cuarta Revolución Industrial y el inicio de la producción inteligente, economizando los recursos y teniendo más en cuenta la protección del medio ambiente. El desarrollo y la integración de la conectividad, la personalización y la interacción de los objetos mediante elementos que incorporarán la robótica también ha abierto un amplio abanico de oportunidades; supone un avance en infinidad de campos, sobre todo en sanidad y educación, al tiempo que reclama un nuevo perfil de profesional TIC.

Contrasta lo conectado y, en teoría seguro, con muchos ciberataques a personas, empresas o administraciones. El fácil acceso a Internet de los menores, la fragilidad de los sistemas informáticos y la especialización del hackers en la intromisión en redes ajenas aumenta la vulnerabilidad de la sociedad en general, que cada vez depende más de la tecnología.

Si esto sólo es el principio, ¿Hasta donde llegaremos? ¿Hay que poner límites? Si es así, ¿Cómo hacerlo?

En la Diada de las Telecomunicaciones de este año nos centraremos en las oportunidades e impactos de la transformación digital pero también en sus efectos a corto y largo plazo.

Evaluaremos el papel de la Administración pública y la empresa privada en la digitalización de los servicios a la ciudadanía y reflexionaremos en las sinergias establecidas entre ambos actores.

No nos olvidaremos de la tecnología en el ámbito del ocio así como el nuevo perfil de consumidor en todas sus dimensiones: turismo, moda, gaming y entertainment.

En definitiva, profundizaremos en cómo la revolución social se traslada a la revolución digital, aunque el orden de los factores no afecta a una realidad indiscutible: la evolución del ser humano necesita elementos disruptores para poder avanzar y dar un paso más allá .

Esperamos que esta 15ª edición de la Diada de las Telecomunicaciones vuelva, una vez más, a cumplir sus expectativas y que disfrutéis al máximo de esta gran fiesta de las telecomunicaciones.

Ferran Amago
Presidente de la Asociación GrausTIC